Sin título

Zoratti, Gabriel

Se llena el pico de agua y deja caerla sobre la cara y los ojos.
Durante el aseo rememora su sueño de madrugada; pinceles sucios, viñetas
como nubes, ángeles sin alas. Bruscamente el recuerdo se interrumpe, el agua esta fría y
las noticias desde la radio no son buenas.
Chichones asomándose desde el torso,en raudo se prolongan en brazos y manos, parece que algo anda mal, lo dijeron
en la radio.
Desgarrando el recuadro que habita, se arroja desde la contratapa,
aun puede verlo, ángeles sin alas lo escoltan, se está yendo, con las manos
recién nacidas intenta aferrársele, rasguña, cincha, se está yendo, como si se
borrase, parece que no podrá alcanzarlo.
Hoy a Clemente le crecen las manos, abatido se resigna y las usa para saludar.
Buen viaje, papa.