Varios

Juan Romagnoli

XVII
Hoy recibí respuesta a mi mensaje en una botella. Era de otro náufrago.

XXIII
El mar me devuelve una y otra vez la botella con mi mensaje. Por eso, sólo escribo palabras que me den ánimo.

LI
Camina como un robinso por la gran ciudad en medio de una masa interminable de gente. Lleva a cuestas su propia isla.

LIX
El hombre introduce el mensaje en la botella y la cierra. Camina entre la multitud hasta la orilla del mar y la arroja.

LXIV
Ya escribí el mensaje y lo encerré en una botella. Sólo me falta un mar.

LXX
Te escribí el mensaje, lo puse en una botella, la arrojé al mar. Pero no soy yo quien vive en una isla.

De #ElSueñodelaMariposa. Macedonia Ediciones.

Comentarios cerrados.