Sin título

Claudio “Pol” Bucci

El día que ganamos el mundial en Brasil 2014, yo estaba en otro planeta, ya que en el mío, el fútbol había perdido su esencia. Busque un lugar primitivo de pasiones y lo encontré. Entre todos, inventamos el día domingo, creamos equipos y colores. No se cobraba entrada, no había televisión, a los jugadores se los aplaudía, propios y rivales también. Paso el tiempo y nadie sintió la necesidad de cambiar algo. No llegó la globalización y por suerte, siempre fue puro Fútbol. Ojalá hayamos ganado el mundial volviendo a las esencias. Sino para qué volver, si aquí el Fútbol es campeón del Mundo.