Beso de película

Resala, Graciela

Sin que pudieran pararla, ella se levantó de su butaca, caminó, vertiginosamente, para alcanzarlo y se fundió en un beso seco pero interminable.
Su sueño realizado fue coronado con los aplausos del resto de los espectadores.

Fruta prohibida

Malatesta, Silvia

Su alergia a las manzanas, hereditaria como la nobleza, le impidió besarla. Finalmente ella se casó con un enano.

Rick

Secco, Rodolfo Carlos

En plena segunda guerra, ella y él tan enamorados como desde que se conocieron vuelven a encontrarse. Ella con su marido y él como siempre recordándola y a la espera de verla otra vez.
Como en las películas, ese esperado acontecimiento ocurre, con la misma música hay reproches de ella, que él no la esperó y se fue, de parte de él que al irse la cuidó en tiempos tan difíciles.
Sin embargo, en algún momento de esos pocos días en que él le encuentra un salvoconducto que la lleve a EEUU se besan de manera tan romántica y apasionada como sólo lo hacen los enamorados, es que por sobre todas las cosas un beso es una respuesta a una pregunta que no puede darse con palabras.

Como la película del fin de semana

Lamique, Mario

-Ahora estamos a salvo; aseguró mientras le daba un beso de la misma forma del que vio en una película el fin de semana.
– Aquí nada nos podrá pasar; dijo ella, entre cariñosa y maternal, pero igual, el rayo cayó por segunda vez en un mismo lugar.

Sin título

Otero, Álvaro Carlos

Debía besarla. A esa mujer de piel gris y halitosis. Se lo exigía el contrato. No quería hacerlo, pero debía. “Acción” y allí estaban ellos, bajo los focos, maquillados. El galán debía agacharse para compensar la gran diferencia de alturas, y mirar fijamente los labios pintados de rojo furioso de la mujer. El beso fue prolongado, sabroso: cada milímetro de piel en contacto con el otro. Salió magistral. Estaban rodeados por casi un ejército: maquilladoras, iluminadores, cámaras, la script-girl, el productor que promovía a la vieja y Oscar, la pareja del galán. Al final, cuando se dijo “Corten, se imprime”, todos aplaudieron con entusiasmo.

Avant premiere

Zoratti, Gabriel

Harto de las clásicas historias amor, el crítico, no esperaba demasiado del estreno, sin embargo quedó obnubilado con lo que vio, el mejor beso en una película romántica en años, fue el de la pareja de la Fila 11.

Remake

Zoratti, Gabriel

Era su primer beso, el Príncipe inexperto mordió la lengua de Blancanieves y ya no hubo antídoto para ambos.